Xiaomi Mi Band 1S a fondo

2
Después de daros mis primeras impresiones en el anterior artículo sobre la Mi Band 1S, hoy vamos a tratar más a fondo este wearables de Xiaomi.
Vamos a comenzar por lo que nos llega a casa; una pequeña cajita de cartón reciclado mucho más fácil de abrir que en las primeras versiones de la Mi Band (el que tenga una me entenderá), en su interior lo justo, Mi Band, pulsera, cable para cargar y unas pequeñas instrucciones que como siempre vienen en Chino.

A simple vista y si no nos fijamos bien todo sigue igual a la anterior versión, pero fijándonos un poco más comenzamos a encontrar las primeras diferencias.
El sensor es ahora un poco más grande que la antigua Mi Band ya que ahora tiene que albergar el medidor de frecuencia cardíaca, la gran novedad de la versión 1S; también encontramos diferencias en el cable para cargar la pulsera.
El nuevo cable es plano en vez del típico redondo, con lo que supongo sera más difícil que el cable se enrede; bajo mi punto de vista algo innecesario ya que con la longitud que tiene es complicado que eso suceda. No obstante le da un aspecto diferente que si me gusta.
Otro aspecto que cambia en el cable es el alojamiento para la Mi Band, ahora presenta un rebaje para hacer hueco a la zona inferior del sensor, que es lo que ha crecido respecto al anterior modelo.
Debemos tener en cuenta que podemos cargar la Mi Band anterior con el nuevo cable, pero no podremos cargar la nueva pulsera con el cable de la versión anterior ya que no entra.
Otra diferencia que vamos a encontrar, dependiendo de la versión que ya tengamos, es el color de los LED, si bien la primera Mi Band contaba con luces LED de colores (naranja, rojo, verde y azul) en su segunda etapa ya salio con luces en color blanco únicamente y esta nueva versión mantiene esa configuración.
Los nuevos LEDs tienen mayor potencia lumínica y es más fácil ver que están encendidos y cuantos.
Por otro lado la pulsera continua con su sencillo diseño y material de construcción (supuestamente el material esta reforzado), no han considerado necesario modificarlo ya que aguanta bien el tiempo y no se deteriora con facilidad, de esto doy fe, ya que uso habitualmente productos abrasivos y nunca se ha separado de mi muñeca en algo más de un año que ha estado conmigo.
Pero, siempre hay un pero, si que es cierto que la zona de la hebilla es algo débil y es posible que se acabe rompiendo, con el tiempo.
En cuanto al funcionamiento poco o nada a cambiado, contamos con el medidor de pasos, el medidor de sueño y el incorporado medidor de frecuencia cardíaca. Su uso es sencillo, tan solo tenemos que entrar al menú de la app y seleccionar “medir pulso” y posteriormente hacer clic sobre el botón “MEDIR FRECUENCIA CARDÍACA“.
No solo incluye está función, también podremos dejar que la pulsera mida nuestro pulso mientras dormimos para conseguir unos datos más exactos del sueño; además si somos corredores tenemos la opción de seleccionar unas pulsaciones límite, para que nos avise en caso de superarlas.
Algo que no podremos hacer es monitorizar nuestro pulso de manera continua a no ser que estemos corriendo; pero si que podemos engañar a la app y decirle que estamos corriendo, el sensor comenzara a medir nuestro pulso de manera continua hasta que le digamos a la app que hemos dejado de correr.
En este aspecto echo de menos una pequeña pantalla o alguna manera de visualizar este dato y otros, como la hora, directamente en la pantalla, sin tener que hacer uso del móvil para todo.

Es lógico pensar que eso haría resentirse la duración de la batería y tendríamos que cargar más a menudo nuestra Mi Band, pero teniendo en cuenta que con la anterior versión superaba los 30 días teniendo los avisos de notificaciones activado y que en esta nueva versión paso de los 20 días de uso; podría perder otros cuantos días en post de incorporar una pequeña pantalla para datos y reloj.
En resumen, seguimos encontrándonos ante un wearables de bajo coste (unos 23$) que nos va a cuantificar pasos, sueño y pulso y apenas tendrás que ponerla a cargar una vez al mes; por supuesto que no es perfecta pero es indudable que su relación calidad/precio es insuperable.
Así que si ya te has decidido puedes hacerte con una en Gearbest o Banggood y puedes descargar la app necesaria para su uso del siguiente enlace.