Review termo Kiss Kiss Fish

Review termo Kiss Kiss Fish

Si me hubieran dicho hace tiempo que iba a pasar varias horas de mi vida probando termos, seguramente me hubiera dado un ataque de risa.

Pero de un tiempo a esta parte me estoy convirtiendo en una suerte de conocedor de la tecnología que emplean los diferentes fabricantes para construir sus termos.

El primero en pasar por mis manos fue el termo de Viomi, que sinceramente me gusto mucho y ha sido compañero inseparable de mi pareja cada mañana desde que lo tenemos, hasta la llegada del Kiss Kiss Fish, momento en el cual hemos procedido a aparcar nuestro primer termo y comenzar a escrudiñar los pormenores de nuestro recién llegado.

Review termo Kiss Kiss Fish

Si lo comparamos con el Viomi, el termo Kiss Kiss Fish (vaya nombrecito) resulta mucho más interesante a la vista, tanto por el diseño en sí como por el color en acero pulido, ciertamente todo un acierto por parte del fabricante.

Destaca a simple vista la correa de cuero que lleva en la tapa, con la que podemos transportar nuestro termo de una forma muy cómoda y vistosa.

Tanto para la tapa inferior como para la superior, han usado plástico en color marrón, además en la tapa superior contamos con una mini pantalla OLED que nos mostrará la temperatura del interior del termo, que es la principal diferencia con otros termos.

Review termo Kiss Kiss Fish

Para el cuerpo principal del termo han empleado acero 304, para garantizar tanto salubridad como durabilidad, el cual tiene una capacidad total de 430 ml.

Y lo mejor de todo, es que no hay transferencias de calor desde el interior del termo, por lo que acto seguido a llenarlo de agua hirviendo, podremos cogerlo sin ningún tipo de peligro.

Como aspecto negativo encontramos que la tapa superior no tiene ningún método de seguridad y si bien no es normal que se abra, al menos no nos ha pasado en el tiempo que llevamos probandolo, si podría ocurrir.

Algo que si hemos notado es que este termo de Kiss Kiss Fish no salpica al verter el líquido y esto si es un punto muy positivo, de hecho, es uno de los problemas del Viomi.

Review termo Kiss Kiss Fish

Y como decíamos al principio, esta tapa cuenta con una pequeña pantalla OLED que nos mostrara la temperatura del interior con solo deslizar nuestro dedo de izquierdas a derechas sobre la misma.

Para alimentar esta pantalla, en el interior de la tapa encontraremos una pila de litio de tipo CR2032, que dado el pequeño gasto de energía que tiene es seguro que nos durara mucho mucho tiempo.

Como dato positivo, podemos desmontar la tapa fácilmente, lo que nos facilita el poder limpiar de una forma más exhaustiva en el interior de la misma, esto en el Viomi no es tan práctico.

Y además de la temperatura, incluye un temporizador si deslizamos hacia el lado izquierdo y un curioso juego si deslizamos hacia el lado derecho dos veces seguidas.

La parte negativa de este termo de Kiss Kiss Fish es el precio, pues asciende a un total de 40€ aproximadamente.

Lo tenemos disponible en dos colores, el gris que habéis podido ver en este artículo y en blanco.

Bajo mi punto de vista este modelo de termo mejora al modelo de Viomi, pero no creo que esa mejora justifique el doble de precio, por lo que solo un antojo o la diferencia de diseño podría justificar su compra.

Esto es algo que deberéis valorar cada uno de vosotros y decidir cual modelo se ajusta más a vuestras exigencias y a vuestro bolsillo, por supuesto.

label,

About the author