Review MiJia Motion Sensor Night Light

Dos son las luces de este estilo que ha lanzado Yeelight en los últimos meses, la Yeelight USB Powered Small Night Light y la MiJia Motion Sensor Night Light de la que hoy os voy a hablar.

Ambas comparten el mismo objetivo y prácticamente las mismas especificaciones, sin embargo se diferencian en algunos aspectos sutiles como el tipo de suministro de energía, el diseño o la forma de poder colgarla.

Pero de momento no toca ver estos aspectos, sino que me voy a centrar en lo que si he podido comprobar al disponer de la MiJia a la espera de que me llegue el último modelo lanzado para poder establecer una comparativa no basada en datos.

La MiJia Motion Sensor Night Light nos llega en una caja que incluye las 3 pilas doble A para comenzar a usarla, unas instrucciones que vienen en un estupendo y maravilloso chino y un curioso adaptador para poder colgar nuestra luz.

El tamaño es bastante compacto con 8,4 centímetros de diámetro por 3,6 de alto lo que nos permitirá ponerlo prácticamente en cualquier lugar.

Y para ello nos podemos ayudar de la circunferencia auto adhesiva que incorpora por la parte posterior o bien pegando en dicha circunferencia el adaptador semi transparente que antes citaba.

Si desmontamos la lámpara nos encontraremos con los tres LEDs que lleva, más un sensor de movimiento y un sensor de luminosidad.

Mientras nuestra lámpara reciba suficiente luz no se encenderá aunque detecte movimiento, si bien, cuando la luz ya no sea suficiente, esta se encenderá en el modo seleccionado mediante el interruptor que incorpora en la zona de las pilas, con el cual podremos seleccionar 0,7 lumenes o 3,8 lumenes de potencia.

La luz permanecerá durante 15 segundos encendida, luego pasara a modo reposo hasta que vuelva a detectar movimiento.

El tiempo de encendido no es configurable, algo que hubiera estado bien tener al menos dos o tres opciones para elegir, del mismo modo que podemos elegir la cantidad de luz emitida.

Por otro lado, si bien el sensor de movimiento es capaz de detectarlo en un rango de hasta unos 7 metros, más allá de 3/4 metros los fallos son más pronunciados, sobre todo si no pasamos justo de frente.

En este sentido debo decir que la colocación ideal es en vertical, de esa forma será más sencillo que nos detecte al pasar.

Retomando el diseño, tanto materiales de construcción como ajustes de los mismos me parecen muy correctos, además de contar con la típica estética de los dispositivos de la gama MiJia.

Por último tenemos el precio de la MiJia Motion Sensor Night Light que resulta bastante atractivo por ser muy económico.

En Gearbest podemos conseguirlo por un precio que ronda los 10€

Pero también podemos acudir a Banggood o Aliexpress entre otras para hacernos con una unidad de esta lámpara quita miedos.

 

label, , ,

About the author